Experiencia y formación en medicina de animales exóticos

Animales exóticos

Animales exóticos

Animales exóticos

Animales exóticos

Animales exóticos

ASESORAMIENTO Y ATENCIÓN VETERINARÍA

El H.V Nacho Menes cuenta con un Servicio Especializado de Animales Exóticos que  ofrece  diagnóstico y tratamiento de las enfermedades más comunes de aves, reptiles, anfibios y pequeños mamíferos de compañía, además de asesoramiento para el cuidado y el bienestar de estas mascotas.  A su vez  contamos con la colaboración de  otros servicios como oftalmología, dermatología, neurología, traumatología y diagnóstico por imagen.

En nuestro Servicio de Animales Exóticos realizamos procedimientos especializados como:
• Anestesia y cirugía de tejidos blandos.
• Hospitalización y cuidados intensivos.
• Traumatología.
• Revisiones y vacunaciones anuales.
• Grooming (alas, uñas, picos).
• Consultas sobre alojamiento, alimentación, curas y comportamiento.
• Sexaje de aves.
• Endoscopia para la visualización de los órganos internos.
• Radiología, ecografía, escáner (TC).
• Analíticas Sanguíneas.

¿POR QUÉ NECESITO UN VETERINARIO DE  ANIMALES EXÓTICOS?

Debido a la gran variedad de especies que nos visitan a diario  y a la dificultad del manejo y el tratamiento de algunos de  estos animales, es necesario que el veterinario tenga unos conocimientos muy específicos. El especialista le dirá cuál es la mejor manera de que su mascota tenga una calidad de vida excelente: cómo alojarla, cómo alimentarla, cómo educarla, cómo jugar, etc... También le ayudará a entender cómo se comporta nuestra  mascota cuando está enferma  y podrá decirle qué enfermedad tiene, cuál es el mejor tratamiento, cómo se han de administrar los medicamentos o cómo sujetarla para darle la medicación.

¿CUÁNDO DEBO  LLEVAR A MI MASCOTA DE URGENCIAS?

Si su mascota se encuentra en alguna de las situaciones que describimos a continuación, le recomendamos que busque asistencia veterinaria urgente:
• Presenta cambios de comportamiento, ha dejado de moverse, de jugar, de cantar o de hacer sus sonidos habituales de forma repentina.
• Ha dejado de producir heces.
• Tiene cabeza ladeada.
• Intenta defecar o orinar y no puede.
• Vomita o tiene diarrea.
• Ha dejado de comer. Muchas especies tienen un ritmo metabólico muy elevado. 12 horas sin comer pueden producir una debilidad que conduzca a un desenlace fatal.
• Hay sangre en la jaula o sobre la mascota.
• Respira mal o respira con la boca abierta.
• Se ha caído o ha recibido algún golpe.
• Presenta convulsiones.